“Destinos intermedios” de Octavio Escobar Giraldo

destinos-intermedios-de-octavio-escobar-giraldo

Editorial: Periférica

Año: 2010

Páginas: 194

Siempre que preguntan cuál es el género más importante en la literatura actual respondo sin dudarlo que la novela negra. Este género se ha convertido en uno de los más destacados de las últimas décadas, teniendo un éxito arrollador de crítica y ventas. Se encuentran novelas negras de todas las latitudes, si bien hay territorios especialmente señalados y promocionados como el caso de los EEUU o de los países escandinavos. Desde Colombia llega Destinos intermedios de Octavio Escobar Giraldo (Manizales, 1962), editada por Periférica. Otro acierto de la editorial extremeña. Se trata de una trepidante novela negra que narra la confluencia de distintos personajes en Aguasblancas a raíz de una serie de acontecimientos.

Destinos intermedios nos cuenta la historia entrelazada de varios personajes que se ven abocados a coincidir. A través de los personajes vamos conociendo los sucesos que tienen lugar y cuyo evento central es el ataque de un grupo de narcotraficantes a otro. No queda claro si son narcos, paramilitares o guerrilleros que también participan del lucrativo negocio de la droga. Lo cierto es que este acontecimiento es el que determina el grueso de la acción de la obra y su resolución será la que ocupe la gran parte de la misma. En la primera parte de la novela se van presentando a los distintos personajes de forma más o menos lineal, sin conocer muy bien cuál es el vínculo que los une. Poco a poco, se va desarrollando la acción para acabar desembocando en Aguasblancas. La historia que más peso tiene es la de la joven Paula Cristina con la cantante Jimena Sombras. Su carácter principal posiblemente se deba a que son el objeto del ataque y por tanto son las que tienen que escapar de la espiral de violencia desatada. De fondo, paralelo a la acción, se nos cuenta un maratón de chistes de un locutor de radio. La resolución de la obra en forma de epílogo con entrevista no puede ser más intensa y acertada.

Escobar Giraldo hace una estupenda radiografía del fenómeno de la violencia en Colombia. Lejos de perderse en discursos o reflexiones, el autor plantea la aleatoriedad de los fenómenos violentos en la sociedad colombiana y como cualquier individuo puede verse inmerso de forma casual, o voluntaria, en una vorágine de sucesos. La habilidad del autor para superponer las distintas tramas y jugar con los tiempos es uno de los aspectos favorables de la obra. Se resiste el lector a abandonar la lectura sin conocer el devenir de los acontecimientos narrados. La información es hábilmente dosificada y las distintas voces juegan un papel aclaratorio a la par que despistan al lector. La imposición de esa voz de fondo del humorista radiofónico, no solo enriquece la polifonía de voces de la obra, sino que añade un elemento de interés a un texto de marcado cariz realista. No es una novela negra al uso y su autor juega con todos los elementos a su disposición. Caleidoscópica, con mezcla de géneros o una introducción de elementos populares, convierten la obra en posmoderna. Además, el autor cita en este libro a personajes de su exitosa primera novela, Saide, entre ellos a la protagonista de la misma, la sugerente y misteriosa Saide. La obra dialoga con otras del autor, en otro marcado rasgo posmoderno.  Sin embargo, la clave del texto radica en que sin buscar ser un fresco de época, recoge muy bien el ambiente que se vivió durante los años noventa y comienzo del siglo XXI en el país colombiano. Personajes como Ángel Espejo o la cantante Jimena resultan fácilmente reconocibles y creíbles. Sin olvidar la trama, el autor teje un telón de fondo repleto de detalles y destellos de un periodo no tan lejano. Narcos, policías comprados, políticos corruptos, asesinos silenciosos y personajes de todo tipo y condición, se encuentran reflejados en la obra y en las distintas historias de la misma.

Destinos intermedios es un pequeño festín literario para los amantes de la novela negra. Breve pero llena de recovecos, pistas y detalles que la convierten en una obra mucho más completa de lo que a primera vista pueda parecer por su extensión. Este texto es una buena ocasión para conocer a Octavio Escobar Giraldo, un talentoso narrador que no ha sido especialmente reconocido en España.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s